26 de diciembre de 2009

Jooooooooooo jo jo jo joo, Lo mejor del 2009

El 25 de diciembre terminé mi fiesta en la madrugada, rebotando y hasta el culo, como era de esperarse. Me fui a mi cálida y reconfortante cama y recordé que tenía un blog, lectores que esperan algo de mi, y que además había prometido actualizar en navidad; entonces una especie de responsabilidad incómoda empezó a rascar mi inconsciente hasta sacarme de mis cobijas -que ya habían formado una especie de carpa a la altura de mi entrepierna-, exclamé: "¡puta madre!" y me puse a escribir.

No obstante, estaba tan mal que dejé el post a medias. Tuve que borrarlo en su mayoría porque ni yo mismo entendía lo que escribí.

Hoy lunes 26 de diciembre nuevamente escribo de madrugada, y otra vez, como hace 24 horas, de nuevo hasta el culo. De ahora en adelante para facilitarnos las cosas voy a abreviar el estado a H.E.C para que puedan entenderme sin necesidad de escribirlo todo. ¡El cabrón de los comentarios de abajo predijo todo justo como ocurrió! Él es el verdadero profeta de este blog.

Como quiero pasar estos días durmiendo, comiendo y viendo Home Alone tratando de sacar lágrimas en la parte en que el viejito se reencuentra con su familia, solamente haré una recopilación de los mejores posts del año, en caso de que sean nuevos lectores o se hayan perdido de alguno. ¡Carajo! Me merezco una semana de descanso por entretenerlos todo el puto año, ¿no? O ¿qué prefieren, un Falso Profeta hastiado de su blog o uno renovado? ¡Aaaaayyyyyyyyyyyyyyyyyyyy falso profeta, entretenme, entretenme! (con voz de puto) Por cierto, hoy para la cena me comí varios pedazos de lomo envinado, otros más de lomo enchilado, media pierna de pavo, sopa de coditos, ensalada nosécómosellama, ensalada rusa, bacalao con papa jayy, más lomo, más pavo, más ensalada; y para postre: gelatina, pastel de canela, ensalada de zanahoria y pasas; y para tomar: media botella de sidra; además de lo que he tomado de tequila y vino para embriagarme. ¡Ooooaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaar!


En fin, aquí lo que pienso fue lo que mejor escribí en el caótico 2009:


Mi nueva novia.
La guapísima novia que me conseguí apenas comenzando el año.

Cómo hacer una buena cara de depravado.
Ni Sergio Andrade conoce esta técnica.

Ranking para medir tu inteligencia.
¿En qué lugar estarán los fans de RBD?

Post sobre la influenza.
Crítica al fenómeno de homosexualidad que desató la influenza.

Top 6 de mis mejores sueños.
Los mejores sueños llenos de música, sexo y efectos especiales.

Verdaderas maneras de morir como hombre.
Como hombre bien hombre.

Soy fanático de las peleas de insectos.

Tengo miles de novias además.

Broma a Huevolin.
Jajaja, la broma que le hice a Huevolin (mi peor enemigo) en el 2009. Este año le haré otra.

Taxistas.
¿Cómo hacerle para reducir la tarifa del taxi un 4%? Averígualo.

7 cosas que me frikean.
Bastante.

Le gano a pelear a William Levi y al 98% de mis lectores.
Un hecho estadístico irrefutable que ya todo el mundo sabe.

Le negué una hamburguesa a un niño.
¡Era una angus!

Doña Thor.
La vecina loca que busco pleito con Falso Profeta.

Generación MSN
Falso contra la pendejez de las nuevas generaciones.

El ataque de los metrofloggeros pedófilos.
Falso contra la pederastia.

Tampoco se olviden de leer los ya clásicos sexy o no y los F.A.Q.s que hice durante el año.


Así finaliza un año más de machismo, hombría y chingoneidad. Feliz navidad a todos. Un abrazo varonil y homofóbico a mis lectores, abrazo frío, de una palmada y con los genitales lo más alejados posibles el uno del otro; y un beso en la boca a todas mis lectoras con una fuerte nalgada (no me importa si me encuentran aborrecible y no lo desean, es obligatorio.) De verdad les deseo un buen año. Nos leemos en el 2010.

Se despide de ustedes el tío Profeta.

14 de diciembre de 2009

Otros sobrenombres con los que me pueden llamar, aparte de Falso Profeta

El Príncipe de los Chingones, El Principe, Prince, General Chingoneidad, Dr. Genialus, Maximus Vergae, Maximus, All Maximun, Todolomáximo, El cara de Chingón, El Gran Perro, Big Dog, Big Daddy, Big D, Big Daddy D, Godfather D, Devastating D, The Spartan, Spartacus, El Espartano, Capitán Verguenhousen, Vergatrón, Cabo Guapísimo, Profesor Vigorexia, Profesor Chingoneidad, Profesor Genialus, The Professor, EMADU (El Mejor Amante Del Universo), Mr. Marcus, Hércules vive en Xalapa, El Médico, The Doctor, 29 cm de verga sólo para ti, Cerebro Gigante con Pene Incapaz de sentir Amor, Il Divo, El Conde de Xalpatlahuac, etc.

Para quienes apenas comenzaron a leer mi página, siéntanse libres de llamarme de cualquier forma sugerida arriba; todos esos sobrenombres son igualmente reconocidos por mi. Para los demás, siéntanse con la libertad horizontal de añadir otros a la lista.

Con cariño, Falso Profeta, también llamado ídolo de los niños. Mañana si puedo escribo el post real, mientras tanto pueden leer mi primer poema erótico escrito en mi blog secundario.

7 de diciembre de 2009

Generación MSN

En la primaria que asistía había un profesor que le pegaba a los niños. A mi solamente me pegó una vez. Su castigo preferido era llamado zig-zag, el cual consistía en tomar a alguien por las patillas e impetuosamente jalarlas para adelante y para atrás, causando un dolor considerable. Zig, cuando jalaba rápidamente hacia delante, y zag, cuando las regresaba hacia atrás. Este acto punitivo era solemne y a la vista de todos los alumnos a quienes el profesor formaba en varias hileras simulando una tropa de infantería -de infantes- bien entrenados. A las mujeres en cambio, delicadas al rigor físico de las actividades varoniles, las hacía a un lado asignándoles labores más propias como barrer o regar los jardines... El mejor maestro que he tenido en mi vida, definitivamente.

La vez que recibí el primer y último zig-zag fue en una formación en la cancha de futbol, en la clase de "eduación física", que más bien parecía una ceremonia oficial del partido nazi. El Herr Direktor (mote que le diera años después el periódico local al subdirector de mi escuela debido a una queja de un mocoso llorón con padres influyentes) esta vez había llevado varias pelotas de caucho para castigar nuestra rebeldía. Se puso detrás de nosotros, quienes debíamos de permanecer férreos e inmóviles mirando al frente -no sé por qué-, para lanzarle la pelota a quien platicara o se moviera para algo que no fuera respirar o desmayarse. El primer niño castigado, el más indisciplinado de todos, que siempre sacaba 6, supuso que el Herr Direktor no estaba y comenzó a platicar... error. ¡SQUASH! Sonó el pelotazo en su espalda marcando una trayectoria con precisión y velocidad de pitcher de los Yanquis de Nueva York. Otro niño más se empezó a cagar de la risa tras mirar a su amigo sufrir, tratando de sobarse, y también recibió un pelotazo justo en medio de su torso. Lo mismo pasó con otro un tanto más inocente, el cual, antes de que terminara de voltear a ver lo que sucedía, sintió la pelota rebotar en su espalda produciendo un sonido hueco como de PLOCK.

Para ese entonces yo apenas podía contener la risa, así que, cuando vi a mi compañero quejarse con un rostro mezclado de dolor, vergüenza, asombro y risa, que además se puso colorado como un tomate; ya no me pude aguantar más y exploté con tremendas carcajadas poniendo las manos en mi estómago, tratando de que mi alegría prohibida no se escapara. Reía y reía sin parar cual chamaco poseído o como si algo hiciera cosquillas a mis entrañas. Aún así, dentro de mi descontrol, sabía que la pelota llegaría fuertemente a estrellarse contra mi espalda o mi nuca, probablemente con mayor furia que a los demás; pero estaba listo a pagar ese precio con tal de reír; además, el azote nunca llegó.

El Herr Direktor se había quedado sin pelotas para arrojar. Fue entonces que se acercó a mi hasta ponerse de frente, vi su rostro con pecas y su cabello rojizo como de diablo, me dijo: "ponte firme"; luego me tomó de las patillas y pronunció más fuerte para que todos lo escucharan: "¡ZIG-ZAG¡". El dolor enmudeció mi risa, me quedé más quieto que una roca. Diez minutos después comenzó, ahora sí, la clase de educación física que consistía en saltar obstáculos y cuanta locura se le ocurriera al Herr Direktor. La otra clase que impartía era la de geografía, pero extrañamente adentro del aula nunca nos pegó, sabrá su mente dañada el por qué; pero el miedo hizo que me aprendiera todas las capitales de los países africanos.

Estos recuerdos me vinieron a la mente cuando vi a un grupo de adolescentes greñudos y con ropa ajustada en la plaza principal platicando -muy posiblemente- sobre MTV, diferencias entre Coca-Cola Light y Coca-cola Zero, la película "esa" de vampiros y otras pendejadas similares a las que son adictos personas mononeuronales. Me los imaginé a todos eZkrIviEndo AZí, sin haber leído más de dos libros en su vida, con un grado mínimo o nulo de cultura general porque eso no es cool, viendo shows como The Hills o Tila Tequila, fumando marihuana desde los quince y rebelándose contra sus papis o "el sistema" para llamar la atención. Fue ahí cuando me dije a mi mismo: "Escucha, Príncipe, hermoso, chigonazo, genio, el más vergón del mundo", y luego de mis antenombres añadí: "¿estos son los llamados niños índigo que vienen a este mundo para elevarlo al siguiente nivel... ¡Que Lorena Ochoa me pegue en los testículos con un palo de golf si eso es cierto!". No-lo-son.

Voy a escribir sobre una nueva generación a la cuál llamaré "generación MSN", cuyo margen estableceré desde el año 1986 hasta el 1996. Quienes hayan nacido en ese periodo no lo tomen personal; si están leyendo este blog es porque ustedes son la excepción o aún tienen solución.

A la mayoría de los pertenecientes a esta generación es fácil identificarles antes que nada por su manera de escribir; ya saben, la tan odiosa substitución de letras que tanto critico. Luego porque no saben ni siquiera recordar una palabra usada en la cultura general para parecer inteligentes con sus amigos, por ejemplo, este poema de un chavo generación MSN que leí en su metroflog (¡qué raro encontrar pendejadas allí!):


Reseso obligatorio...♪♪ϗ

de ves en mes te haces artista
dejando un cuadro impresionistano
de ves en mes un detergente
se roba el arte intermitente de tu vientre

te hablo y tu pareces ausente
digo qe te amo y no me entiendes
tu maxima meta es un amor como el de
Romeo y Julietta......♥


A lo que Su Chingoneidad, aprovechando que pueden comentar personas sin metroflog, observó:



Y a lo que sus amigas generación MSN respondieron a defensa del cretinismo:


M-pendejaG-MSN @ 27-11-2009 dijo:
ahah que imbecil, ha de ser judio :3

¿Que qué tiene que ver el judaísmo con corregir a alguien a base de insultos en un metroflog? ¡No se esfuercen en contestar! ¡Es la generación MSN! Cualquier cosa puede suceder aleatoriamente según sus neuronas lo requieran.

Otra característica de la generación MSN es su falta de sentido común, debido a que todo el paradigma tecnológico ofrecido en Internet, les ha despojado o disminuido su capacidad de profundizar en sus razonamientos, ya que no la necesitan gracias a la facilidad con que pueden hallar sus respuestas; o sea, con esfuerzo mínimo, al pulsar en el teclado lo que desean encontrar -con faltas de ortografía- y haciendo click en "buscar".

Un ejemplo que acusarán como HEREJIA los puristas de la música les sacará una sonrisa o les arrebatará su aliento:

Banda que copia a Tokio Hotel se llama Guns Roses creo?
Holis, ayer vi un video de una banda k copia a Tokio Hotel y la vdd me da musho koraje xq Tokio Hotel son geniales y m molesta k se cuelgen de su fama. La banda que vi no me acuerdo kmo se llmaba pero era algo como Guns Roses y el vokalista le copio la imagen a Billy kon el cabesho peinado iwal pero rojo, la kancion que vi se llamaba The Jungle o asi no recuerdo bien pero porfis diganme k banda es y xq le copia a Tokio Hotel



Jaja, yo también creía que era broma ¡pero, hey, es la generación MSN! ¿Qué esperaban? Vayan y véanlo ustedes mismos.


Otra parte aún más siniestra que he notado, es la cantidad de MSNers pululando como parásitos en youtube; una vertiente que conduce al adolescente, que ya trae consigo taras mentales de nacimiento, a un camino de ocio sin salida, que lo lleva de video en video, los cuales no aportan nada de conocimientos, y en cambio sí lo hunden aún más dentro de su propio abismo que hay en el hueco de su cabeza. Estos imbéciles son los que suelen dar su punto de vista a todo tipo de video por bueno o malo que sea; sin embargo, como es de esperarse de alguien así, no aportan ni puta madre.

Como punto importante es hacer notar que la generación MSN tiende a admirar e imitar a gente tan o más estúpida que ellos, ya sean los que aparecen en los mencionados shows de MTV, VH1, etc; compañeros de escuela más populares (y todavía más estúpidos); y toda moda, costumbre o movimiento BASURA que venga de Estados Unidos o de Europa, para ellos es lo mejor. Aquí les muestro, como ejemplo, una chica MSN que, según vi, es de las más populares en Youtube y tiene muchos fans e imitadores.



Claro arquetipo y patrón de comportamiento de una chava generación MSN. ¿Está hablando en una especie de código para dirigirse a entes galácticos inteligentísimos, cuya complejidad logarítmica no podrían resolver ni 25 supercomputadoras del CERN unidas, sin que la gente común como yo se dé cuenta, o es que estoy siendo paranoico? Ajá, las adolescentes más pequeñas imitan tales modelos.

Por cierto, algo me contaron que en youtube existe alguna PENDEJADA llamada "La Familia Youtuber", o parecido, que no son más que un grupo de payasos lelos con afasia diciendo cosas sin sentido para que la gente mire sus videos. Algo equivalente a ser un blogstar en lo blogósfera. ¡Por Dios! Si el blogstarismo ya es una idiotez rematada y patética, eso es un tanto peor. Buscaría más al respecto para mostrárselos, pero me desviaría del tema, además de que no me interesan en lo más mínimo.

Yo recuerdo que no era tan pendejo en mi adolescencia... bueno sí, pero no al grado al cual llega un adolescente de la generación MSN. A pesar de que no crecí en una familia excepcionalmente amante de la cultura y no se me inculcó el gusto por leer, a mi me gustaba aprender por mis medios, prefería el Discovery Channel a MTV, me fascinaba saber cómo funcionaba todo lo que me rodeaba, desarrollé un enorme gusto por la música clásica, aprendí a tocar el piano a un nivel de novato y me gustaba leer otras cosas además del Vanidades (que era la revista con la que me hacía la paja vespertina).

En esta generación simplemente no encuentro nada de eso. Salvo sus buenas excepciones, claro, como varios contactos de la generación MSN que me han agregado a su lista del MSN, e irónicamente me doy cuenta, con agrado, que sobrepasan en cultura a inteligencia a personas de 28 años amigos míos.

No me gusta percibir este fenómeno generacional como una decadencia entrópica; más bien lo noto como un telón enorme que se va abriendo poco a poco revelándonos tras sus bambalinas lo que siempre ha estado allí: la pendejéz nuca se ha movido de su lugar de origen, desde el helenismo hasta ahora, los humanos, en su mayoría, son una raza pendeja. Yo le calculo el 80% de la población.

Afirmo y reitero que la tecnología de la información está mermando la capacidad investigativa de las nuevas generaciones, cosa que debería de ser todo lo contrario. Lo que fácil llega, fácil se va. Estos pobres imberbes crecen desconociendo el trabajo de joderse transcribiendo los textos sempiternos que venían detrás de las estampitas de Miguel Hidalgo y Costilla, copiándolos a un cuaderno de baja calidad en la escuela primaria; ignoran el valor de esforzarse en conseguir las revistas pornográficas de hermanos o primos más grandes y fuertes, ahora les basta un www para chutarse toneladas de películas; no tienen idea de lo encantador que era despertarse con avidez los sábados para ver a Carisaurio presentar a los Caballeros del Zodiaco, ahora todo lo reproducen en youtube sin ningún periodo de intriga que acrecente el gozo de ver una continuación; no saben otro nombre de biblioteca que no sea Wikipedia y toda respuesta la encuentran con la facilidad de un click. Están hundidos en el puto hoyo de la inutilidad.

Aunque, de la misma manera en que critico yo con los de mi generación (la generación chingoneidad 1978-1988) a la generación MSN, también debió de criticarnos la generación anterior (la ochentera 1968-1978), y asimismo la generación ochentera fue denostada por la setentera (1958-1968), y estos a su vez fueron llamados pendejos por los sesenteros (1948-1958), a los cuales los cincuenteros (1938-1948) nunca quitaron de retrasados, siguiendo así hasta el inicio, cuando el homo sapiens terminó chingándose al homo erectus con un palo en llamas.

Sépanlo bien: el momento ideal para que un hombre como yo naciera fue cuando la anestesia formó parte de la odontología; pues, además de que el dolor disminuía casi en totalidad, no existía el SIDA, las mujeres no eran tan zorras, la capa de ozono no estaba tan jodida, los refrescos venían en vidrio y cualquier hombre con un buen cerebro podía conseguir el éxito.

En fin, la verdad es que preferiría 43 veces haber nacido en esta generación que en la generación MSN. Estas son algunas de las razones:

CARICATURAS DE MI GENERACIÓN:

CARICATURAS DE LA GENERACIÓN MSN:

MAESTROS DE MI GENERACIÓN:

MAESTROS DE LA GENERACIÓN MSN:


GRUPOS MUSICALES DE MI GENERACIÓN:

GRUPOS DE LA GENERACIÓN MSN:


TAREAS EN MI GENERACIÓN:

TAREAS EN LA GENERACIÓN MSN:


TAMAÑO DE MI PENE:
25 pulgadas


Ya me cansé. Lo que sí les informo es que de ahora en adelante borraré todo comentario que lleve una K en vez de una C. Aunque no me pondré mamón con la ortografía, porque yo la cago a cada rato... ¡quedan ecstrictamente adbertidos! No es mentira. Proivido el uso de la K en vez de C.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...